Se notó la ausencia de Bale, pero para mejor: los chicos demuestran a Zidane que el Madrid mejora sin BBC

 de Álvaro Maroto Twitter:   artículo leído 1223 veces
© foto de J.M.Colomo
Se notó la ausencia de Bale, pero para mejor: los chicos demuestran a Zidane que el Madrid mejora sin BBC

El Real Madrid logró ayer el pase a semifinales a costa de un gran Bayern, pero inferior. El conjunto alemán forzó la prórroga en el Bernabéu (1-2) pero el Madrid se sobrepuso a la situación y, como gran aspirante a revalidar el título, remontó el partido con un hat-trick de Ronaldo y un auténtico golazo de Asensio, la nueva perla blanca.

El conjunto de Zidane hizo uno de los mejores partidos, más intensos y unidos, que se le recuerdan desde que entrena al primer equipo y es, en parte, gracias a que no jugó la BBC al completo. En la primera mitad el Madrid fue un bloque unido e intenso que no dejó huecos entre líneas en el campo. Equipo sólido que si dejaba al Bayern tener alguna ocasión no fue por falta de compromiso o fallo propio, sino por acierto del rival. El conjunto bávaro puso la 6ª marcha conocedor de que necesitaban marcar dos goles en Madrid para forzar la prórroga y lo consiguieron, aunque no fue fácil para ellos.

Gracias a la ausencia de uno de los miembros de la BBC, en este caso Bale, entró Isco. Un jugador que, motivado por la cercanía del acuerdo con el club para renovar, se dejó el alma en el campo y se notó. Ayudó en defensa y en ataque. Sacó el balón con criterio desde atrás y apoyó a los delanteros si se veían sin opciones, en vez de solo mirar para delante como lo hubiese hecho Bale, en este caso, o Benzema.

El Madrid y su entrenador, Zidane, estaban preocupados por si notarían la ausencia del galés y sí, se notó, pero para bien. Mejor fue todavía cuando Benzema abandonó el campo para dar entrada a Marco Asensio, una estrella ya consagrada que se ha hecho mayor en muy poco tiempo, demostrando que no le queda grande la camiseta del mejor equipo del mundo y es capaz de pelear el puesto a los grandes de jugadores de Europa, incluso mejorándolos.

El mallorquín se mostró desatado, se ofreció, sacó el balón, se atrevió, regateó y se disfrazó de artista para firmar una gran obra que acabó en golazo y que supuso el cierre del marcador final (4-2), y el Madrid a semis. No solo se salió en el Bernabéu. En el Allianz, Asensio entró en la segunda parte para meter un balón medido a Ronaldo y que éste hiciera el 1-2 definitivo.

Otro jugador que salió para dejarse el alma fue Lucas Vázquez. El canterano, como acostumbra, lo hizo todo bien y solo le faltó el gol. Se asoció con sus compañeros, corrió hasta más no poder y defendió como si fuese carrilero.

Todo esto demuestra que el Madrid es mejor sin la BBC, que el único que ahora mismo se merece jugar es Ronaldo y como delantero centro, para dejar espacio en las bandas a Vázquez, Asensio IscoZidane debería darse cuenta de que lo que los 'chavales' reclaman es lo que la afición también ve. Que se les recompense por su trabajo y ganas, porque son capaces de mejorar a los titulares y porque el equipo juegan infinitamente mejor, con más intensidad, ganas, garra y, sobretodo, criterio, con ellos. 

La opción preferida para gran parte de la afición y con la que, personalmente, yo estoy de acuerdo, es la de quitar a Benzema de la punta de ataque y colocar ahí a Cristiano que viene demostrando que su mutación ha terminado y se ha convertido en un goleador nato. La banda izquierda, antigua zona del portugués, pasaría a ser la de Asensio o Isco y la derecha, que ahora es de Bale aunque no lo merezca, bien podría ser de Vázquez

Atento Zidane, como buen entrenador, tienes que ver lo que es deportivamente mejor para el equipo.