Rodrygo toma Nervión: la crónica del Sevilla 1-2 Real Madrid

27.05.2023 21:04 de Daniel Cayetano Twitter:    ver lecturas
Rodrygo toma Nervión: la crónica del Sevilla 1-2 Real Madrid

El Real Madrid consigue su segunda victoria consecutiva después de derrotar al Sevilla con un doblete sensacional de Rodrygo. Se adelantaron los hispalenses por medio de Rafa Mir, pero el conjunto blanco fue capaz de darle la vuelta al marcador con otra gran actuación del brasileño.

LA CRÓNICA DEL SEVILLA 1-2 REAL MADRID

Ni para una jornada intrascendente como esta, con además cuatro delanteros lesionados (Mariano, Benzema, Vinicius y Asensio), Ancelotti cuenta ya con Hazard. El belga fue suplente en una alineación inédita con Rodrygo como principal referencia ofensiva y con cinco centrocampistas (Modric, Kroos, Tchouaméni, Valverde y Ceballos); Courtois se mantuvo en portería y Lucas, Militao, Alaba y Mendy formaron la zaga. Por su parte, pese a la final de Europa League del próximo miércoles, el Sevilla salió con varios titularísimos como Rakitic, Acuña o Bryan Gil, y con Rafa Mir como ariete. Y precisamente, tras el diluvio universal que cayó sobre la capital andaluza y que amenazó con suspender el encuentro, el atacante murciano apenas tardó tres minutos el murciano en abrir el marcador.

Pase en profundidad por la izquierda, centro de Acuña rechazado por Kroos, disparo de Bryan Gil taponado por Militao y rechace para Rafa Mir, que empaló desde la zona de penalti para adelantar a su equipo. Tras el gol, el Real Madrid se adueñó de la posesión y estuvo a punto de empatar rápidamente, pero Rodrygo perdonó después de una buena jugada de Ceballos y un pase de la muerte perfecto de Lucas; sin embargo, el brasileño no precisó en el segundo palo. Los blancos no cesaron en su empeño y siguieron intentándolo, hasta que al filo de la media hora de juego, Rodrygo pudo redimirse del fallo anterior con un libre directo tenso y fuerte al palo de Bono, que se confió y acabó concediendo el empate. Un empate que no se movió hasta el descanso. Pero no por falta de ocasiones, sobre todo del Sevilla, en especial, de Lamela. El argentino estrelló un balón en el poste y falló una clara ocasión al segundo palo sin portero, en los últimos compases del primer tiempo.

Nada más empezar la segunda mitad, Ancelotti tuvo que mover el banquillo por la lesión de Valverde; entró Camavinga en su lugar. Mientras, el ritmo de juego era bastante bajo y la posesión estaba más repartida que en la primera parte. Solo un disparo de Alaba, tras una jugada ensayada de córner, inquietó mínimamente a la zaga hispalense. Por ello, Carletto no tardó en volver a hacer cambios, metiendo a Álvaro Rodríguez por Mendy; el uruguayo pasó al eje del ataque y Camavinga al lateral izquierdo. Y casualidad o no, el Real Madrid consiguió remontar después un magnífico contragolpe culminado a las mil maravillas por Rodrygo

Una nueva exhibición de clase del brasileño, que volvió a demostrar que posee una gran capacidad para definir. Poco después, Álvaro Rodríguez estuvo a punto de aumentar la diferencia, pero no precisó su testarazo, tras un gran centro de Kroos. Para el tramo final, Ancelotti blindó más su defensa metiendo a Rüdiger y Nacho por Rodrygo y Lucas. Un tramo final que se vio embarrado por una falta feísima de Acuña sobre Ceballos. El argentino fue expulsado con roja directa y se incrementó la tensión de un partido bastante calmado hasta el momento. El exbético fue objeto de duras faltas y el duelo en el Pizjuán terminó con varias trifulcas. 

Nueva victoria del Real Madrid, que seguirá como segundo clasificado y que despedirá la temporada el próximo fin de semana frente al Athletic en el Bernabéu.