LAS DUDAS DE ALVARO MORATA

Periodista con tres décadas en la profesión. Narrador de los partidos de la selección española en TVE. Mundiales, Eurocopas, Juegos Olímpicos y Champions. Dirige y presenta Estudio Estadio en Tdp
 de Juan Carlos Rivero Twitter:   artículo leído 2316 veces
LAS DUDAS DE ALVARO MORATA

Simeone aprovechó que tenía a Morata cerca durante el partido de ida de semifinales de Champions en el Bernabéu y se tomó la libertad de decirle que se viniera con él al Atleti, en concreto la frase fue “vente al Atleti que aquí solo juega Benzemá”.  Una broma han dicho los dos protagonistas después cuando los periodistas les hemos preguntado por un incidente que destapó la COPE. Una imprudencia del entrenador del Atlético se mire como se mire. Está muy bien que aquí todos nos hagamos los simpáticos y hablemos de valores propios y defectos ajenos, pero convengamos que no es de recibo que un entrenador invite en medio de un partido a un jugador rival a incorporarse a su proyecto. No vale ni como broma. Entre otras cosas porque el club del jugador puede entender que se juega sucio. Nada de esto ha pasado. El club del futbolista, esto es, el Real Madrid, ni se ha inmutado. A lo mejor esto también son valores. Salvo que alguien no pueda entenderlo.

Lo cierto es que la broma o no de Simeone a Morata no esconde que el jugador vuelve a pensar en su futuro. Al término del partido de liga en Granada Morata contestó que no quería irse del Real Madrid, como no querría ningún jugador, dijo. Morata sabe que a tres partidos del desenlace de la liga y, aún más, en la semana en la que su equipo se juega el pase a la final de la Champions no es cuestión de perderse en especulaciones que despisten lo que realmente interesa ahora tanto a él como a sus compañeros, la consecución de los objetivos.

Morata, madridista, formado en la cantera blanca, y responsable hasta el máximo, entiende que no es el momento de darle argumentos al adversario, pero tampoco esto tapa que algo pasa por su cabeza, que lo que ha hecho esta temporada no es lo que se había imaginado cuando regresó desde Turín, después de haber ganado dos ligas y dos copas con la Juventus. Morata ha participado esta temporada  en 39 partidos y ha marcado 20 goles. En la liga ha sido titular en 13 de 35 jornadas. Y en la Champions sólo ha sido titular una vez, y los minutos disputados, apenas 164, le han dado para marcar 3 goles. Su rendimiento goles por minuto jugado es extraordinario. Pero no son valores relativos lo que él persigue, sino absolutos. Morata acaba de recibir sendas ofertas de China que convertirían su salario en uno de los más altos del fútbol mundial. En concreto 36 millones de euros por temporada. Dinero a cambio de prestigio. No tiene Morata edad para enterrarse en un fútbol que tiene mucho dinero y poco de todo lo demás. En realidad, el 9 blanco persigue minutos, gloria y títulos. Zidane ya le ha dejado claro que su primera opción es Benzemá. A Morata le corresponde la decisión que asalta a cualquier canterano. Quedarse en el Madrid y pelear hasta el límite, convencerse de su rol y sentirse feliz con él, o traspasar la línea y entender que hay más futbol al margen del Madrid, preferentemente en Europa. Ese es su dilema. Y su decisión. 

Juan Carlos Rivero  @JCRIVEROTV
Periodista con tres décadas en la profesión. Narrador de los partidos de la selección española en TVE. Mundiales, Eurocopas, Juegos Olímpicos y Champions. Dirige y presenta Estudio Estadio en Tdp
rivero