Solari dominó anoche a Valverde, pero echó de menos una figura como la de Cristiano Ronaldo

07.02.2019 15:30 de Sandro Herves Garrido Twitter:   artículo leído 1235 veces
Solari dominó anoche a Valverde, pero echó de menos una figura como la de Cristiano Ronaldo

El Real Madrid dominó anoche el partido en el Camp Nou. A nadie se le puede escapar el partido que planteó Santiago Solari, con varios aspectos tácticos y un equipo perfectamente conjuntado, una línea defensiva bastante retrasada, ahogó a los laterales, especialmente a Jordi Alba, tan sólo Malcom debido al penoso nivel actual de Marcelo puso desbordar y poner en apuros a la defensa, el argentino exhibió conceptos tácticos de un buen entrenador, dominando a su antojo a Ernesto Valverde. El partido lo ganó el argentino desde la pizarra, pero el Madrid no supo finalizar un encuentro que con una figura más destacada en el ámbito goleador podría haberlo resuelto a favor de los blancos.

Solari echó de menos ayer una figura de su lado como si tuvo Zinedine Zidane, la de Cristiano Ronaldo. El Madrid anoche con un futbolista con el gol de Ronaldo probablemente habría cosechado un resultado casi definitivo para la vuelta, sin embargo, tuvo que confiar en que los secundarios cuando el portugués se vestía la elástica del club de Chamartín, ya que a Bale ni se le espera, cuyo futuro apunta a una vuelta a la Premier League por la puerta de atrás.

Fue valiente Solari. Apostó por la juventud y no por la veteranía. Dejó en el banquillo a Casemiro y a Bale, para dar entrada a Marcos Llorente, que fue uno de los futbolistas que mejor dominó el centro del campo hasta su lesión, y a Vinicius, al que le faltó mayor capacidad de definición. 

El equipo estuvo perfectamente colocado en el césped, quizás una pequeña inferioridad en el centro del campo y errores de Toni Kroos, que una vez más pasan desapercibidos, pero un equipo compacto y bien conjuntado. Santiago Solari demostró anoche que si sabe de que va esto, que sabe el equipo que tiene, las características de sus futbolistas y que puede estar preparado para hacer carrera como entrenador, sea en el Madrid o en cualquier otro lugar. La vuelta decidirá una eliminatoria en la que quizás alguno se arrepienta de no haber firmado un sustituto de Ronaldo.