El verdadero 'coco' es el Real Madrid de Zidane

11.12.2019 17:00 de David Dieguez Twitter:    Ver lecturas
© foto de Matteo Gribaudi/Image Sport
El verdadero 'coco' es el Real Madrid de Zidane

La jornada de Champions terminará esta noche en Brujas para el Real Madrid tras una fase de grupos que no ha sido demasiado buena. Comenzó de manera nefasta en París y poco a poco ha ido mejorando a medida que los de Zidane encontraban su mejor estado de forma. El conjunto blanco jugará hoy con varias rotaciones en Bélgica pensando ya en Mestalla y en Barcelona, además de con la mira puesta en el sorteo del lunes.

Los 'cocos' de este sorteo se encuentran teóricamente en el primer bombo, el de los líderes de grupo, ese en el que están equipos de talla mundial como Liverpool, Bayern, Juve o City, además del Leipzig. Algunos están empeñados en que los madridistas desearían que precisamente este último combinado alemán fuera la bola que les tocase, pero, lejos de eso, la única realidad es que nadie quiere la bola del Real Madrid.

Dicen que si quieres ganar la Copa de Europa, debes ganar a los mejores del continente. Y de eso saben los de Zidane más que nadie. Cabe recordar la Decimotercera, en 2018, con una fase de grupos en la que Dortmund y Tottenham fueron los 'afortunados' de compartir grupo con los blancos. Llegaron los octavos y con ellos el PSG del recién llegado Neymar y un jovencísimo Mbappé, con una muerte anunciada también por muchos para Zizou. Se ganaron los dos partidos, y a cuartos. De nuevo, otra bola caliente, la Juventus. Chilena impresionante de Ronaldo en la ida y partido sufrido en la vuelta, pero se pasó a semifinales. El Bayern fue el siguiente 'coco', y también cayó. En la final esperaba el Liverpool, y la historia ya se la saben.

Dicho esto, hay quien se olvida de que el verdadero 'coco', la verdadera bola que nadie quiere es la del Real Madrid, porque cuando menos parece que va a reaccionar, lo hace y se lleva por delante a los más grandes. Ningún rival va a ser fácil, por eso estamos en la Liga de Campeones, pero hay que ganar a los mejores para ser el mejor.