Asensio o cuando la falta de ambición se impone al talento

25.04.2021 15:01 de Javier Rubiano Twitter:    Ver lecturas
Marco Asensio, Real Madrid
Bernabeudigital.com
Marco Asensio, Real Madrid
© foto de Image Sport

Marco Asensio fue anoche completamente indetectable para la defensa del Betis. Y para sus propios compañeros. Y para todos los espectadores. De hecho, pareciera que el balear ni siquiera saltó al terreno de juego. Pero lo hizo, y volvió a protagonizar una actuación de lo más sosa. Sin encarar, sin disparar, sin asumir responsabilidades... Un par de intentos de centro y poco más. En eso se puede resumir el partido de Asensio.

El mallorquín tiene una calidad en el golpeo que está fuera de toda duda. Lo demostró en su primera temporada en el primer equipo, lo refrendó en su segunda campaña de blanco... Y desde entonces, de más a menos. Con una lesión importante de por medio que le mantuvo alejado de los terrenos de juego casi un año, lo cierto es que poco o nada queda ya de aquel Asensio de 2016 o 2017 que apuntaba a futuro Balón de Oro y cuyo nombre sonaba en todos los rincones del mundo por 'culpa' de sus golazos a Sevilla, Barcelona, Bayern y demás. Su involución ha sido tal que ni siquiera tiene garantizada su plaza en la Eurocopa que se celebrará dentro de un par de meses.

Aún es joven, tiene 25 años, pero el Real Madrid y su afición no esperan a nadie. Está en la mejor edad para un futbolista y, paradójicamente, se encuentra en uno de los peores momentos de su carrera. Le falta ambición, carácter, hambre. La calidad la tiene de sobra, pero si no se atreve, si prefiere esconderse, no le queda mucho tiempo en Chamartín. Él decide.