Un plan de mercado que deja una incógnita

01.05.2020 09:59 de Diego Fuentes Twitter:    Ver lecturas
© foto de J.M.Colomo
Un plan de mercado que deja una incógnita

Todo apunta a que el Real Madrid no moverá muchas fichas durante el próximo mercado por el embate de la crisis del coronavirus. Tal y como ha podido corroborar BERNABÉU DIGITAL en su última exclusiva, el Real solo piensa nutrirse de cedidos, entre los que Odegaard, Achraf y Lunin parecen tener preferencia en ese viaje de vuelta.

Lejos de ser una discutible política, se antoja la más acertada en tiempos de modestia, con ventajas en una doble vertiente. Por un lado, los blancos seguirán ahorrando para días mejores dado el colapso provocado por la pandemia, y por otro, ese pertrecho económico permitirá mayor músculo en 2021 o 2022 a la hora de encarar fichajes como el de Mbappé.

Sin embargo, entre los 13 cedidos que campean por el mundo y de los cuales pocos parecen nominados para regresar, ninguno es pivoteCamavinga se complica porque aparentemente el Rennes jugará la Champions al haber concluido 3º en una Ligue 1 finalizada abruptamente, y nada hace pensar que los blancos vayan a desabrocharse el cinturón alegremente por Pogba. En esas, el imprescindible sustituto de Casemiro quedaría pendiente, aunque con el nivel del carioca no sería necesario desenfundar por un futbolista de inmediato titular, pero sí por alguien que no encogiese el corazón de la parroquia vikinga cada vez que el paulista estornude.