Real Madrid 90-85 Olympiacos: los blancos libran el atraco del siglo

Tras una primera parte inmaculada y un tercer cuarto más ramplón, los madridistas se han sobrepuesto al robo que la Euroliga quería perpetrar en Madrid
25.01.2024 22:34 de Iván del Dedo   ver lecturas
Real Madrid 90-85 Olympiacos: los blancos libran el atraco del siglo
© foto de Iván del Dedo Martín

¡Final en el WiZink Center! Tras caer de forma abultada en Mónaco la semana pasado y vencer a Bilbao Basket el domingo con solvencia para ahogar las penas, el Real Madrid de baloncesto ha vuelto a enfrentarse a su rival en la reciente final de Euroliga ganada por los blancos, el Olympiacos. Un conjunto heleno que se encuentra inmerso en la maraña de equipos que pelean desde la segunda posición hasta la undécima.

El primer cuarto ha dado comienzo con los mismos colores y emociones que se están viviendo durante una semana ya primaveral en Madrid y un intercambio de canastas entre los dos equipos. Pero hacia la mitad del cuarto, los griegos se han visto envueltos en una oscuridad ofensiva, mientras que la maestría del ‘Facu’ Campazzo ha brillado con intensidad en la dirección del juego, tejiendo jugadas con una facilidad pasmosa y distribuyendo asistencias como un mago en su mejor actuación. Acompañado por un inspirado Abalde en la anotación y una buena defensa, los madridistas han llegado al término del cuarto con un sorprendente +17. Pocos equipos en Europa son capaces del alcanzar algo similar.

El segundo asalto no ha seguido el mismo camino del final del primero y los helenos han conseguido frenar el ataque merengue, que sólo ha anotado 5 puntos en 4 minutos. Aunque Olympiacos no ha estado tampoco muy acertado, con 9 puntos en el mismo tiempo, Chus Mateo se ha visto obligado a pedir un tiempo muerto para activar a los suyos. Pero a este equipo le cuesta tan poco apretar el acelerador y volver a apabullar al rival, que han tardado dos jugadas tras la charla técnica no sólo en recuperar la diferencia inicial, sino que la han superado.

Tras el descanso, las pulsaciones del partido han bajado notablemente y se ha visto reflejado en el juego, más errático por parte de los dos equipos, aunque Poirier ha seguido haciendo las delicias del público con su actuación bajo ambos aros, al igual que Musa, muy acertado en ataque. Pero poco a poco, llevándose el partido a su terreno y trabando el juego, Olympiacos ha reducido las diferencias hasta los 13 puntos y ha obligado de nuevo a Chus Mateo a pedir un tiempo muerto para despertar al Madrid, al que esta vez le ha costado más arrancar.

Para el último asalto, al que el Madrid ha entrado 13 puntos arriba, la Euroliga y los colegiados han decidido que las diferencias se tenían que reducir para inyectarle emoción al choque. Emoción a base de decisiones erróneas del trío arbitral, que ha metido a los blancos en bonus a falta de 6 minutos y ha permitido a Olympiacos visitar la línea de tiros libres con frecuencia. Pero el Madrid y el Palacio se han sobrepuesto a base de baloncesto y más decibelios para seguir comandando el partido con margen hasta los últimos minutos, en los que los árbitros de nuevo han tomado unas decisiones incomprensibles, con la única excusa de impedir la victoria blanca y los helenos han apretado el choque. Claro, que con 8 jugadores... A alguien le moleste que el Madrid esté casi intratable. Pero así va a seguir una semana más. 

El siguiente encuentro del Real Madrid de baloncesto se disputará el próximo domingo 28 de enero a las 13:00 ante Gran Canaria en la Liga Endesa.