Nuevo candidato para el banquillo madridista, ¿será el definitivo?

11.06.2018 20:38 de Javier Rubiano Twitter:   artículo leído 3539 veces
© foto de Matteo Gribaudi/Image Sport
Nuevo candidato para el banquillo madridista, ¿será el definitivo?

A lo largo del día de hoy ha aparecido un nuevo nombre en las apuestas para dirigir al Real Madrid la próxima campaña: el de André Villas-Boas.

Han pasado ya once días desde que Zidane anunciara su adiós al Real Madrid, y todavía no se ha hecho oficial su sustituto al frente de la nave blanca. Muchos han sido los entrenadores relacionados con el banquillo madridista, pero unos han sido descartados y otros, simplemente, nunca han estado en el radar de Florentino: Pochettino, Klopp, Allegri, Guti, Tite, Míchel, Laudrup, Hierro… Sin embargo, el Madrid puede haber encontrado al entrenador ideal, con experiencia en Europa pese a su corta edad, y que llegaría gratis pues se encuentra sin equipo: Villas-Boas. Al menos eso es lo que aseguraba hoy RMC, así como Marca y As que se hacían eco de dicha información. El portugués 'nació' bajo la tutela de José Mourinho, e incluso se le comparó con el de Setúbal, llegando a apodar a Villas-Boas el “nuevo Mourinho”. André apenas tiene 40 años, pero ya cuenta con gran experiencia al frente de equipos como el Oporto, el Zenit o el Tottenham (donde sacó además el mayor rendimiento de Bale), y su palmarés no es nada desdeñable: con el Oporto logró conquistar una Europa League, una Copa, una Liga, y una Supercopa de Portugal. Casi lo mismo alcanzó con el Zenit: una Copa, una Liga y la Supercopa de Rusia. Su último equipo, no obstante, no fue en Europa, sino que fue el Shanghai SIPG de la Liga China del que se desvinculó hace más de seis meses, en diciembre. Esto último es uno de los hándicaps de Villas-Boas para aterrizar en el Bernabéu.

Eso sí, seguramente seguirán apareciendo nombres relacionados al Real Madrid por lo que no hay que dar ni mucho menos por hecha la llegada de Villas-Boas al Real Madrid. Y es que el luso es solo el último en aparecer en la larga lista de candidatos al banquillo blanco.