EXCLUSIVA BD - La grieta que produjo la fractura Florentino – Cristiano: "Me engañaste"

13.07.2018 15:50 de Javier Martín Prieto Twitter:   artículo leído 12681 veces
EXCLUSIVA BD - La grieta que produjo la fractura Florentino – Cristiano: "Me engañaste"

Es historia. Cristiano Ronaldo ya es pasado en el conjunto blanco. Sus gloriosas epopeyas, escritas con letras de oro en una constante relación de amor-odio, ya tienen su punto y final, y de una forma un tanto fría. Mismo atributo que definía la relación del excéntrico astro portugués con el Real Madrid, es decir Florentino Pérez, estos dos últimos años, y la principal razón del divorcio de un matrimonio que parecía idílico y en el que todos salen perjudicados. En Bernabéu Digital hemos podido averiguar el motivo de la fractura que dio origen a la tremenda grieta, ya insalvable para todas las partes, reinante entre dos mega entes del planeta fútbol hechos el uno para el otro.

Este citado matrimonio, otrora idílico, se convirtió en uno de conveniencia. Todo ocurrió el 13 de junio de 2017, cuando Hacienda acusó a Cristiano de un presunto fraude fiscal. El máximo goleador de todos los tiempos de la historia merengue acudió a Florentino Pérez, buscando su cobijo. Reclamando la misma protección y defensa a ultranza que hizo el Barça con Messi. Florentino, lejos de actuar como su antagónico, ordenó a la cúpula blanca emitir un escueto comunicado apoyando al portugués. Un gesto, al trasluz del modo de pensar de Cristiano, que no gustó nada a un portugués que ya había manifestado en 2012 sus conatos de reclamo de cariño, mostrando su tristeza. Tristeza que fue anestesiada, con un aumento, hasta ese día.

Sin embargo, días más tarde, el 16 de junio, vuelve a conversar con Florentino para mostrarle su enfado por su agravio en la comparación con Messi. Sabemos que su ego, tan productivo en el campo como venenoso fuera de él, es insaciable. El de Madeira transmite a Florentino su enfado y decepción con el conjunto blanco por su laxa defensa, en su opinión. Cristiano se quejaba amargamente del trato de España y sus ciudadanos por el palo de Hacienda. A partir de ahí, y consciente de todo lo que produce para el club, a nivel deportivo y de ingresos, se produce el estallido.

Hubo un malentendido entre Florentino Pérez y Cristiano Ronaldo sobre cómo tiene que ser las Sociedades en España y las tributaciones. Cristiano reclamaba al máximo dirigente blanco que le había engañado, o no le había contado toda la verdad, sobre cómo debía comportarse aquí en España. Florentino le comunicó que era “su problema personal, yo de tu factura con Hacienda no me hago cargo”. Ronaldo, acto seguido, lanza un globo sonda a ‘A Bola’: “Me quiero marchar del Madrid”. Florentino se muestra tajante, los 1.000 millones de € de la cláusula o nada.

La herida queda latente. Meses más tarde, y producida la ‘bomba’ de la marcha de Neymar al PSG, siendo el mejor pagado, con la consecuente renovación con aumento de salario de Leo Messi, Ronaldo se planta ante Florentino por medio de Mendes. Sabiendo, por parte de Mendes, que ningún club puede pagar semejante cantidad, contraataca a su manera. Decide quedarse en el Madrid, ya que considera que sigue siendo el mejor escaparate para seguir saciando su inagotable voracidad, tanto a nivel colectivo como individual; con una condición. Que el club le aumente el salario para que se haga cargo de ‘lío con Hacienda’. El club se remite a la última mejora de contrato y lo expuesto por Florentino en su día. La distancia ya es insalvable y ambos contendientes conocen la deriva de la situación. Además, desde el club niegan tajantemente que después de la final de Cardiff se le prometiera una revisión de contrato.

Sin embargo, cuando el portugués gana su quinto Balón de Oro, y con la posibilidad de superar a Messi al alcance de la mano, se muestra dispuesto a negociar. Pero Florentino ya estaba obsesionado con Neymar y en el traspaso de poderes. Hace oídos sordos a los cantos de sirena del presidente al brasileño, y vuelve a instar al Madrid a sentarse a hablar. Sabe que es necesario, por el bien de ambos, intentar reconducir la situación. Vuelve a reclamar una subida de salario, concretamente hasta los 40 millones de € netos. Considera un agravio comparativo que Messi cobre 53 millones (35 anuales más la prima de renovación) o los 41 de Neymar dado su reciente rendimiento y su currículum reciente, conquistador de los 3 últimos Balones de Oro. El Madrid, le ofrece los 30 que cobrará en la Juve, con Zidane de intermediario en la situación, que pide a Florentino dejar salir a Cristiano para tenerle centrado en la recta final de temporada. En el club ven excesiva su petición debido a su edad y así se lo hacen saber por José Ángel Sánchez.Todo parece llegar a un acuerdo hasta que Ronaldo, que seguía su pulso con el club, suelta la bomba en Kiev, después de ganar la 13º. El portugués estaba furioso por el trato recibido de la directiva, la pasividad mostrada ante la nueva amenaza y por la preferencia de Florentino por Neymar y Bale.

Florentino y su junta directiva no dan crédito. Su cara al término del partido lo dice todo. Descompuesto, desencajado. Ya no le permitirían ni una más. Todo ello ha desembocado en que el Real Madrid le abriera la puerta de salida, siempre y cuando dejara claro que era él el que se marchaba. A partir de ahí, la historia es conocida. La situación es insostenible, también con la afición, que ve con buenos ojos la venta, y Mendes lo ofrece a todos los clubes de Europa, siendo la Juve el único que acepta la operación, siempre que no superara los 100 millones de €. Y así fue.