Gareth Bale y el curioso caso de Benjamin Button

11.11.2019 17:30 de Javier Morales Twitter:    Ver lecturas
Gareth Bale y el curioso caso de Benjamin Button

Que la situación de Gareth Bale es una causa perdida es algo que muchos ya sabíamos. Bale es un grandísimo jugador que ha dado mucho al Real Madrid y cuyo legado como madridista es más que envidiable, pero no debe volver a jugar en el equipo blanco. A un gran grupo de madridistas, entre los que me incluyo, nos da la sensación de que Gareth Bale se está riendo del escudo que porta y la camiseta que viste y es por ello que no debe volver a jugar con el Real Madrid hasta que no respete al Real Madrid.

Porque Gareth ya no es un niño de 18 años ni de 21, Gareth ha superado la barrera de los 30 años y eso debería ser excusa para ser maduro, trabajador y profesional, tres adjetivos que actualmente son incompatibles con su persona. Siempre fue un jugador rebelde, aunque no lo aparentase , y sino que le pregunten a Daniel Levy el verano que abandonó el Tottenham, pero ahora es diferente. Bale ha ganado todo con el Real Madrid y eso debería ser excusa suficiente para portarse bien con el club que le hizo tocar el cielo. Ser profesional exige no abandonar los partidos antes de tiempo e intentar estar disponible lo máximo para tu entrenador, tengas la relación que tengas con él, y no andar con ocultismos de tus lesiones o dejándose el alma unicamente para estar disponible con tu selección y no con tu club, o con viajes los días de entrenamiento. Jugar en el Real Madrid debería ser un honor y no un castigo y es por ello que Bale no debería hacerlo más.

Al fin y al cabo, en su faceta personal, Bale parece estar viviendo el curioso caso de Benjamin Button, que nació viejo y murió siendo un niño, porque cada día que pasa , parece ser más niño y menos jugador de fútbol.