El techo de Federico Valverde como jugador del Real Madrid

07.01.2022 01:00 de Diego Rivero Mosqueda   ver lecturas
Fede Valverde (Real Madrid)
Bernabeudigital.com
Fede Valverde (Real Madrid)
© foto de Federico Titone/BernabeuDigital.com

Algunos estarán pensando que el Federico Valverde que conocimos con Zidane no está apareciendo, o que, quizá, ese jugador se ha estancado y se quedará en un jugador del montón, o con un poco de suerte, en un buen complemento para el Real Madrid. Esto es, en su totalidad, erróneo o, por otro lado, falto de verdad, ya que habría que analizar cuestiones tácticas del juego y realizar muchísimas comparaciones con los diferentes esquemas que se han usado desde Zidane hasta Ancelotti actualmente. El problema no es la actitud, como puede que sucediera con Odegaard en su tramo aquí, la cosa radica en su posicionamiento en el campo y las funciones que se le piden realizar. El centrocampista uruguayo que vimos con Zidane, salvo en algunos partidos, se vio en su posición real y donde debería jugar, no tan escorado en la banda como se le está poniendo en la mayoría de los partidos, aunque sea entendible debido a las buenas cualidades defensivas y físicas que tiene.

Federico Valverde no es ningún comodín, es un jugador llamado a ser generacional y sucesor de la ‘CMK’ en el centro del campo, por lo que habría que empezar a dejar de hablar de su “estancamiento” y hablar de por qué no puede mostrar siempre sus habilidades. Parece que es un jugador que siempre está al servicio del equipo: extremo y lateral derecho… incluso prácticamente defender por los jugadores que ocupen esas dos posiciones, pero él es algo más que simplemente eso. No vamos a hablar de estilos de juego porque creo que ningún jugador es capaz de brillar en todos ellos, pero creo que estamos todos de acuerdo en que un fútbol de toque sin nada de verticalidad ni rapidez no es el mejor modo de potenciar sus capacidades. Creo, sin dudar y con un total convencimiento, que el uruguayo puede estar en el mismo escalón que Vinicius en cuanto a importancia en el Real Madrid del futuro, ya que su techo no ha disminuido en absoluto.