La 'nueva normalidad' devolverá el gol al Real Madrid

14.05.2020 21:40 de Javier Morales Twitter:    Ver lecturas
© foto de Insidefoto/Image Sport
La 'nueva normalidad' devolverá el gol al Real Madrid

En estos pandémicos tiempos que corren, se antoja complicado no haber oído hablar de la nueva normalidad. La nueva normalidad es aquella a la que volveremos cuando toda la pesadilla termine. Esa realidad donde podremos juntarnos pero no mucho, abrazarnos pero no mucho y reírnos de lo vivido, pero no mucho.

Esa nueva normalidad traerá el fútbol, y por ende, el espectáculo semanal para aquellos que amamos el deporte rey. El Real Madrid ya se entrena para volver a dar ese espectáculo porque, aunque esa nueva normalidad nos mostrará la tristeza de ver los asientos de los estadios vacíos, también podría traer éxito a los que nos ponemos la camiseta blanca cuando el balón rueda, aunque sea desde casa. 

Siendo optimistas, el Real Madrid volverá a jugar. Y volverá a darnos partidos como el último clásico del Bernabéu, donde se demostró que el Madrid no se había ido y que le queda mucho por pelear esta temporada. Ese partido se solventó con un gol de Vinicius, que demostró que es capaz de liderar al equipo merengue y se cerró con un tanto de Mariano, merecido segundo delantero de Zidane, que demostró que el fútbol estaba siendo injusto con él. Mariano y Jovic saben lo que les queda en el Real Madrid. Tienen un final de temporada donde deben batirse en un duelo a muerte por el puesto de segundo delantero en el conjunto vikingo porque saben que el que no de la talla, podría pensar en ir haciendo las maletas y abandonar la capital.

El dominicano ganó la partida al serbio, demostrando que, pese a ser desahuciado por Zidane a lo largo de la temporada, está preparado para revolucionar con goles cualquier tipo de partido. El parón le cortó las alas justo cuando empezaba a volar y volverá con más ganas que nunca de callar todas las bocas que cargaron contra él. Por otra parte, Jovic sabe que es la gran apuesta de su entrenador. Sabe que debe rendir a un nivel superior y espantar los fantasmas que se ciernen sobre su figura por que él es el que está llamado a competir contra Benzema. Condiciones y calidad le sobran pero le falta ese hambre que hace de cualquier delantero un auténtico matador.

Veremos si el coronavirus deja fluir una 'nueva realidad' en Valdebebas, que haga al Real Madrid pasar de no tener gol y buscar delantero, a tener dos 'cracks' de talla mundial compitiendo por brillar en el club de sus sueños. Ahora más que nunca, veremos si la nueva normalidad trae consigo cosas mejores con respecto a la anterior.